Tengo un monstruo en el bolsillo. La comunicación como tema de un relato fantástico

Dolzani, Mercedes
General

Tengo un monstruo en el bolsillo es una narrativa que se enmarca en las producciones que se desarrollaron en nuestro país después de la recuperación de la democracia, que se traduce en el tratamiento de temáticas relacionadas con la necesidad de hablar con libertad y de ser escuchados. En este caso, una niña de once años atraviesa los obstáculos que le impiden compartir una palabra que circunda lo in-fantil, lo que no puede decirse. Al momento del análisis, establecer una relación de esta obra con su contexto sociocultural de producción es muy productivo y permite entender algunos de los factores que estimularon su aparición. El aumento de la libertad de expresión que el fin de la última dictadura trajo aparejado hace posible, publicable, un relato sobre la angustia del silencio autoimpuesto. Sin embargo, el problema se vuelve aquí hacia el círculo íntimo, por lo que la relación con el contexto histórico es productiva, no literal. La imposibilidad de hablar, la infancia, se manifiesta a través de la configuración de un dispositivo fantástico que excede los límites de este problema “comunicativo” y se constituye en un monstruo, un invento que sobrepasa y suspende todas las lecturas. Leer esta nouvelle en clave fantástica significa transitar el modo en que el relato puede volverse polisémico, recuperar la lectura “inocente” que es, justamente, la que puede volver reales las metáforas, que renuncia a imponer significaciones, para abrir el espacio de una imaginación fértil.